Make your own free website on Tripod.com

ESTAMPAS DEL SENDERO N° 11


El Domingo 27 de Agosto del 2000... llegamos a la Ciudad de Mérida cerca de las 10 a.m., de la Ciudad de Bailadores y en seguida me preparé para la Ceremonia Cósmica del Domingo. El altar estaba profusamente adornado con las flores que nos obsequiaron los Resp. Hermanos de esa ciudad.

Ya había invitación de parte del Resp. Hno. Franklin Jaimes para visitar la hermosa laguna de Mucubají.

Así que en compañía de los Resp. Hnos. Benidle Santiago, Eliseo Moreno y el propio hermano Franklin, nos dirigimos al lugar. El páramo es un lugar que generalmente se inicia a los 2500 metros de altura aproximadamente SNM. su vegetación se va haciendo de menor tamaño a medida que llega a las partes de mayor altura, es frío y a veces s e cubre de nieve, los frailejones bailan en gran parte de su superficie.

Al llegar nos encontramos con el M.R.H. Hugo Barón acompañado de la Srita. Glenda con quien ya habíamos acordado reunirnos, en total éramos 6 personas, el termómetro marcaba 10°C. Entramos a un restaurante donde bebimos una calientica taza de aromático té acompañado de deliciosas galletas, el interior era sabrosamente cálido debido en parte a la gran cantidad de personas que habían allí. Originalmente habíamos planeado ir a la Laguna Negra distante dos y medio kilómetros, que había que recorrer a pie; al iniciar el camino llegó una densa neblina cargada de lluvia y frío que nos hizo regresar a refugiarnos en un pequeño lugar que hace las veces de museo.

La Laguna de Mucubají se encuentra en los páramos andinos, esta situada a 3535 Mts. De altura SNM. Generalmente tiene una temperatura de 5°C. Se encuentra a 140 Km. De la Ciudad de Mérida, pero debido a su curveado camino se recorre aproximadamente 2 horas y media, el camino se encuentra adyacente a la carretera transandina a 10 minutos del pueblo de Apartaderos en el cual se puede observar una abundante vegetación y pequeños poblados con un buen número de turismo, sobre todo en periodo vacacional. Curiosamente los visitantes a la Laguna de Mucubají no se recrean en ella recorriéndola, se agrupan a la entrada donde disfrutan de música, bebida y compañía, pero en realidad la Laguna se encuentra solitaria.

Cruzando una corriente de agua, recorrimos la Laguna. Al iniciar la caminata solicitamos permiso a sus guardianes y le ofrecimos nuestros saludos. Caminamos mas de una hora, durante el trayecto hubo variadas escenas, al iniciarlo llegó una intensa neblina que cubría impidiendo observarla, todo era oscuridad luego se alejó la neblina y brilló en todo su esplendor, observé que de cualquier punto del recorrido llegaban sus olas como si principiaran a formarse desde su centro. En ocasiones los rayos del sol formaban una línea de brillantes luces, en una de sus orillas, cortábamos flores del páramo y las depositámos en sus aguas a manera de ofrenda y con respeto nos dirigimos a saludar al espíritu que mora en ella. Aún situados al otro extremo se oía la algarabía y la música de los visitantes, el suelo del páramo era sembrado de hermosas florcitas: violáceas, amarillas, rojas, blancas, etc. Y las alturas del entorno, se veían llenas de pináceas, los hermanos comentaron que el V. Sat-Arhat. Domingo Días Porta le complacía visitarla cuando venía a Mérida.

Cercano está el ingreso al Parque Nacional de Sierra Nevada donde se puede apreciar al fondo el Pico Mucuñique a 4607 M.S.N.M

El Estado Mérida está cubierto de innumerables Lagunas, Say_say, La Negra, el Hoyo, Albarregas, Los patos, Los Nevados, Santo Cristo, La Victoria, La Brava, etc. Cada una es una leyenda, generalmente se alteran cuando se les grita o se les tira piedras, presentan diversos y extraños fenómenos. He recibido innumerables narraciones sobre estos misteriosos fenómenos.


PAX

Gurú Pedro Enciso Ruvalcaba
Mérida - Venezuela.